Las instrucciones CSS en línea son aquellas que se escriben directamente en el archivo HTML en lugar de utilizarlas en un archivo CSS externo.

Esto reduce la cantidad de archivos que el navegador tiene que descargar antes de mostrar tu página web. Si estás usando un archivo CSS externo, el navegador tiene que cargar primero el archivo HTML y luego descargar el archivo CSS.

Una vez que declares las instrucciones CSS en línea, el navegador sólo tiene que descargar el archivo HTML. La descarga de un archivo es más rápida que la descarga de dos.

Usa CSS en línea para instrucciones cortas.
Usa CSS en línea para instrucciones cortas.
¿Cómo declarar CSS en línea?
Solo tienes que copiar el contenido de tu CSS externo y pegarlo entre las etiquetas de “estilo” en la cabecera de tu archivo HTML. Esta sección tendrá un aspecto como este:
<style type="text/css"> 
</style>
Lo más importante es recordar poner esta información en la cabecera del HTML. También debes utilizar las etiquetas apropiadas de estilo HTML. Copia y pega el contenido de tu archivo CSS externo entre las etiquetas de estilo:
<style type="text/css">
body{margin:0;padding:0;background:#FFFFFF;font-family:Arial, Helvetica, sans-serif;font-size:15px;color:#555;}
h1, h2, h3{margin:0;padding:0;font-weight:normal;color:#555;}
h1{font-size:3.5em;}
h2{font-size:2.4em;}
h3{font-size:1.6em;}
p, ul, ol{margin-top:0;line-height:180%;}
a{text-decoration:underline;color:#FF2929;}
</style>
¿Qué hace esto exactamente?
Al colocar CSS en línea, en la cabecera del HTML, le ahorrarás al navegador el trabajo de cargar desde el servidor un archivo externo independiente del navegador para poder ver el CSS.
Ventajas y desventajas de usar CSS en línea.
Si bien esto le hace ahorrar al navegador una “ida y vuelta” al servidor (bien) también significa que el archivo CSS ya no se almacenaría en caché (mal).

Al utilizar archivos CSS externos, todo el código se almacena en caché del navegador por lo que no tiene que volver a hacerlo una y otra vez cuando un usuario pasa a otra página en tu sitio web. Cuando usas CSS en línea, esto no ocurre y el CSS se carga otra vez cuando el visitante pasa a otra página de tu sitio web. Esto no importa si tu CSS es pequeño y simple. Si el CSS es grande y complejo, como normalmente suelen ser, entonces debes considerar la posibilidad de utilizar el método de almacenamiento en caché de CSS como mejor opción.

Muchos webmasters usan CSS en línea en sus páginas webs para que carguen más rápido y ser más eficaces pero también usan CSS externo para el resto de su sitio.

¿Quieres más?

No te pierdas las actualizaciones del blog y recibe mas información en tu email sobre el correcto “Posicionamiento en Google“.

¡Suscríbete y mantente al día!

Suscríbete…

¿Me Compartes?
Me gustaría conocer tu opinión sobre este artículo en la sección de comentarios que encontrarás a continuación y que lo compartas para que otras personas lo puedan disfrutar. Gracias.
Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0

Deja un comentario

Los campos marcados con * son obligatorios.

Borrar formularioEnviar Comentario